domingo, junio 12

COMENTARIO DEL LIBRO DE JUECES CAPITULO 13

Capítulo 13
13:2 Y había un hombre de Zora, de la tribu de Dan, cuyo nombre [fue] Manoa y su mujer [era] un estéril, y no desnudos.


(A) lo que significa que su liberación se produjo sólo de Dios, y no por el poder del hombre.

13:05 Porque he aquí que tú concebirás, y parirás un hijo, y no pasará navaja sobre su cabeza, porque el niño se ab Nazareo de Dios desde el vientre: y él comenzará a salvar a Israel de la mano de los filisteos.

(B) Lo que significa que debe estar separado del mundo, y dedicado a Dios.

13:06 Entonces la mujer se acercó y le dijo a su marido, diciendo: Un hombre de Dios vino a mí, y su rostro [era] como el rostro de un ángel de Dios, muy terrible c: pero yo no le pregunté de dónde él [se ], ni él me dijo su nombre:

(C) Si la carne no es capaz de soportar la visión de un ángel, ¿cuánto menos la presencia de Dios?

13:08 Entonces Manoa d oró a Jehová, y dijo: ¡Señor, deja que el hombre de Dios que tú enviaste venga de nuevo a nosotros, y nos enseñan lo que vamos a hacer con el niño que ha de nacer.

(D) Se muestra dispuesto a obedecer la voluntad de Dios, y por lo tanto desea saber más.

13:10 Y la mujer se apresuró, y corrió, y mostró su marido, y le dijo: He aquí, el hombre ha aparecido a mí, que vino a mí el día e [otros].

(E) Parece que el ángel se le apareció dos veces en un día.

13:11 Y se levantó Manoa, y siguió a su esposa, y llegó a la F Man, y le dijo: [Art] eres el hombre que habló a la mujer? Y él dijo: Yo [soy].

(F) Se le llama al hombre, porque así lo parecía, pero él era el Cristo la palabra eterna, que en su tiempo señalado se hizo hombre.

13:14 Ella no puede comer de todo [lo] que viene de la vid, ni beberá vino ni sidra, ni comer nada impuro g [lo]: todo lo que le ordenó que le observan.

(G) Cualquier cosa prohibida por la ley.

13:16 Y el ángel de Jehová respondió a Manoa: Aunque tú me detienen, no voy a comer tu pan, y si has de ofrecer el holocausto, debes ofrecer, pues, a la hora Jehová. Y no sabía Manoa que [era] un ángel del Señor.

(H) Demostrar que no buscó su propio honor, pero los dioses, cuyo mensajero era.

13:19 Y Manoa tomó un cabrito y una ofrenda, y se ofreció [que] sobre una roca hacia el Señor: y [el ángel] me hizo maravillosamente, y Manoa y su esposa miraban.

(I) Dios envió fuego del cielo para consumir el sacrificio, para consumir su fe en su promesa.

13:23 Pero su esposa le dijo: Si Jehová nos quisiera matar, no habría recibido oferta ak el holocausto y la ofrenda de nuestras manos, ni nos hubiera mostrado todas estas [cosas], ni como en este momento nos han dicho [cosas] como éstas.

(K) Las gracias que hemos recibido de Dios, y su aceptación de nuestra obediencia, son muestras de que su amor por nosotros, de modo que nada puede hacernos daño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada